Pasar al contenido principal
F

Potenciando aprendizajes

La formulación de la nueva planeación será un ejercicio de aprendizaje permanente realizado por la comunidad educativa y sus aliados. Una mirada a largo plazo con un enfoque sostenible y una toma de decisiones responsable, serán ingredientes para diseñar los planos de la nueva universidad.

Potenciando aprendizajes

¿Cuáles son sus características?

Reinvención, compromiso, co-construcción y participación,

así se asentará la Universidad Transformadora

Para ubicar las coordenadas básicas temporales de la nueva planeación institucional se propone que esta tenga una duración de cuatro años, iniciándose en marzo del año 2021 y terminando en el año 2025.

Potenciando aprendizajes

Para lograr el propósito superior de ser una Universidad Transformadora deberemos apoyarnos en las fortalezas construidas en la rica historia de la Universidad, logros que nos llenan de confianza para enfrentar los desafíos que nos hemos propuesto.

Estos logros se han sistematizado y recogido en recientes documentos, como el realizado por el Task Force: “Una Universidad Transformadora”. Este documento y otros producidos en la Seccional se han puesto en diálogo con otros de la Javeriana Bogotá y con escritos sobre experiencias de innovación y planeación estratégica de otras universidades. El resultado de este ejercicio diálogo y enriquecimiento se propone como insumo para los procesos nuestros en los documentos de trabajo.

En la opción por ser una universidad transformadora de realidades sociales tendremos especial cuidado y atención con las poblaciones y territorios vulnerables, así como al cuidado de la casa común, en el horizonte de la ecología integral planteado por el Papa Francisco en Laudato Si y de los ODS.

Uno de los componentes de la innovación educativa es el aprendizaje a lo largo de toda la vida, aprendizaje que incluiremos en los procesos de formación y reflexión interna, lo que a su vez mejorará nuestras comprensión, implementación, sistematización y divulgación en este campo. Las dimensiones de estas posibilidades y retos nos invitan a fortalecer el trabajo en equipo y las construcciones colectivas

De la misma manera la confianza, acompañamiento, cercanía y flexibilidad entre profesores y estudiantes en los procesos de enseñanza aprendizaje, característico del proyecto educativo de la Compañía de Jesús y parte de nuestra identidad, tienen una inmenso potencias de proyección en los objetivos que nos proponemos. 

La solidez, coherencia y pertinencia transformadora de los objetivos que nos propondremos a corto, mediano y largo plazo nos ayudarán internamente y junto a los aliados de la Universidad a afrontar circunstancias tan retadoras como las que estamos viviendo en medio de la pandemia. Este enorme desafío del Covid – 19 nos debe ayudar también a definir con mayor precisión los conocimientos, habilidades y valores que requeriremos para contribuir al cuidado y transformación de la realidad. 

La Universidad transformadora como resultado de la construcción colectiva

La calidad y pertinencia de los objetivos, metas, conceptos, metodologías e instrumentos que definamos y apropiamos para el proceso dependerá de la fortaleza de los procesos de construcción colectiva al interior de la Universidad, en diálogo y cooperación de saberes con los aliados de las organizaciones sociales, sector empresarial e instituciones pública. 

El árbol de planeación que se defina nos ayudará a ubicar las directrices, aportes y validaciones de las directivas, los aportes de los procesos participativos, así como a motivar y ubicar el papel de cada uno de los miembros de la comunidad educativa en estos procesos de planeación estratégica e innovación educativa. 

Comunicación oportuna, clara y transparente

La planeación estratégica se alimentará con ejercicios prospectivos, analíticos, retrospectivos, que nos ayudarán a definir las concreciones en las que pondremos los acentos para contribuir a la transformación de la realidad, los acumulados históricos con los que contamos para este propósito e identificar las áreas en las que nos debemos fortalecer.

Con estos elementos pasaremos a las tomas de decisiones estratégicas, con sus respectivos, objetivos, metas e indicadores. La calidad de la participación de los miembros de la comunidad educativa determinará el oportuno conocimiento sobre los acuerdos alcanzados, la identificación y compromiso con las tareas y actividades concretas y sobre todo la calidad de los productos.

Estos ejercicios participativos incluyen compartir los avances y resultados en las diferentes instancias de la Universidad, consolidados en las rendiciones de cuentas anuales. 

Potenciando aprendizajes

La complementariedad de las miradas de corto, mediano y largo plazo

El ejercicio de construcción de estas miradas inspirados en las encíclicas Laudato Si y Fratelli Tutti, las Preferencias Apostólicas Universales de la Compañía de Jesús y los Objetivos del Desarrollo Sostenible, con la exigencia que este ejercicio pueda tener, ayuda a la Universidad a incorporar estos referentes en sus núcleos estratégicos, a superar posibles inercias históricas y a evitar tomas de decisión no suficientemente articuladas a la realidad que queremos ayudar a construir como contribución al anhelo de región que tenemos para nosotros y las futuras generaciones. 

La pertinencia de estas miradas debe agilizar también los ejercicios de planeación anual de cada miembro e instancia de la Universidad con sus respectivos indicadores, así como de los requerimientos presupuestales, referentes para los ejercicios de evaluación, divulgación sobre avances y resultados y para los ejercicios de rendición de cuentas. 

La oportunidad con la que se identifiquen los retos de cada coyuntura y se incluyan en los ejercicios de planeación y presupuestación serán determinantes para el éxito de estos procesos.

Oportunidades y exigencias de la Acreditación de Alta Calidad

La Acreditación de Alta Calidad por 10 años, coincidiendo temporalmente con los ODS, que se incluyen en los referentes de la planeación, ayudan a la Universidad en su esfuerzo por alcanzar y proponer la excelencia integral y a afinar su mirada estratégica de mediano plazo.  

La experiencia de los últimos 15 años, en los cuales la Universidad ha querido que instancias externas, como los mecanismos de acreditación de calidad, contribuyan al perfeccionamiento de sus propósitos institucionales, además de la demostración de su capacidad para emprender procesos que han superado los cálculos iniciales de exigencia, le han permitido a la universidad hacer avances significativos en este horizonte. 

El Propósito Superior de ser una Universidad Transformadora coincide con una de las recomendaciones centrales del proceso de acreditación, la de velar por impactos cada vez mayores en la región. 

Tenemos plena confianza en que los procesos de planeación estratégica e innovación educativa, tras el cumplimiento del Propósito Superior, le permitirán a la Universidad no solamente conservar los niveles de calidad y excelencia alcanzado, sino llevarlos a niveles mayores de impacto y pertinencia transformadora.

Potenciando aprendizajes
Conoce los momentos claves de la planeación

Conoce los momentos claves de la planeación

Ir a Nuestro plan de acción